Home Novedades Estudios La importancia del medio ambiente

La importancia del medio ambiente

La importancia del medio ambiente en nuestras vidas es vital en todos los aspectos. Necesitamos de la naturaleza para poder sobrevivir y ella necesita de nosotros para mantenerla en estado óptimo.

Del medio ambiente recibimos todo: agua, naturaleza, aire puro, paisajes paradisíacos, árboles, plantas… vida, en una palabra.

Todo esto nos llega  a los humanos para nuestro gozo y disfrute de manera desinteresada; sin contar con las necesidades que cubrimos gracias a lo que el medio ambiente nos ofrece: huertas, campos, zonas de plantación, zonas de pasto para los animales, etc. Por todo ello, es fundamental que mantengamos y cuidemos el medio ambiente que nos rodea.

En pleno S. XIX, con el primer mundo desarrollado a un nivel impensable hace tan solo 30 años, es cuando más tenemos que concienciarnos sobre la importancia y el cuidado del medio ambiente.

Los agentes contaminantes, los incendios y un sinfín de desastres humanos están haciendo mella en nuestro alrededor destruyendo y acabando poco a poco con el medio ambiente que nos rodea. No nos damos cuenta de que todas estas acciones son nefastas tanto para la naturaleza como para nosotros mismos ya que si destruimos lo que nos rodea, nos destruiremos a nosotros mismos.

Todos hemos escuchado hablar del famoso “cambio climático” y de las consecuencias que de él se van derivando como es el “calentamiento global del planeta”. ¿Qué es exactamente ésto?. Para el que no lo sepa, el calentamiento global es tal y como dice la expresión, un aumento de la temperatura media mundial.

Hay estudios que demuestran que los Polos se están deshaciendo poco a poco a un ritmo imparable: 2 cm menos de hielo al año puede parececr poco, pero si lo pensamos fríamente es mucho, muchísimo. El nivel de los mares aumentará y con ello, terminarán despareciendo zonas costeras ya que el agua del mar las engullirá. Por otra parte, animales acostumbrados a bajas temperaturas tendrán que aclimatarse a este aumento de calor y sólo les quedará esta opción de supervivencia; si no, numerosas especies se extinguirán trayendo consigo que la cadena alimentaria animal se modifique y trastorne de tal manera que los humanos nos veamos afectados.

Es un drama que todos deberíamos tener presentes. Pequeños gestos en nuestro día a día serían suficientes para mantener nuestro medio ambiente “sano y saludable” (nunca mejor dicho). Quizás, la primera acción que deberíamos hacer es concienciarnos de la importancia del medio ambiente que nos rodea y de los peligros que de su mal estado traen consigo.